Consumidores deben realizar compras inteligentes en el Buen Fin y evitar endeudamientos

Consumidores deben realizar compras inteligentes en el Buen Fin y evitar endeudamientos

El Buen Fin del 2021 se enfrenta ante una situación económica difícil para un alto porcentaje de mexicanos, ya que se está viviendo una economía frágil, una inflación al alza, con tasas de interés que están subiendo y un deterioro en la capacidad adquisitiva del salario, subrayó Marcos Gutiérrez Barrón, académico de la Facultad de Economía de la UPAEP

Dijo que en el tercer trimestre de este año, se registró una contracción económica del 0.2%; y con respecto a la inflación, ésta se encuentra en un margen del 6.1% a nivel nacional y en el caso de Puebla oscila en el 4.5%, y las tasas de interés van a continuar subiendo en lo que resta de este año y en el 2022.

Marcos Gutiérrez refirió que en cuanto a la pérdida del valor adquisitivo del salario, se debe al aumento que se está registrando en los precios de algunos productos y servicios y que está impactando en el bolsillo de los consumidores y empresas.

Recordó que la primera edición del Buen Fin nació en el 2011, como una iniciativa entre el gobierno federal y el sector privado con el propósito de reactivar la economía del país y en este año está cumpliendo 10 años de existencia; comenzando el miércoles 10 de noviembre y finalizando el martes 18 de noviembre.

Gutiérrez Barrón refirió que en esta edición del Buen Fin, la pandemia sanitaria, provocó un problema importante en la economía con un efecto significativo en las familias, empresas y los ciudadanos en general que se ve reflejando en sus bolsillos y poder de compra.

Agregó que lo mismo está sucediendo en los Estados Unidos con el llamado Black Friday, que busca promover la formalidad y ofrecer descuentos que atraigan a los clientes.

Manifestó que de acuerdo a datos de las autoridades federales, en esta edición del Buen Fin, se prevén ventas de hasta 239 mil millones de pesos, cifra que indica un incremento de alrededor de mil millones de pesos con respecto a la edición anterior, lo cual representa ser un dato positivo, para las empresas y para las familias que encuentran empleo en este periodo del año.

Señaló que la CONCANACO, cámara que afilia a cámaras empresariales y de comercio, va a participar con la intervención de 255 cámaras en todo el país a las que están afiliadas más de 725 mil empresas que tienen presencia en 900 ciudades de México.

Indicó que una de las novedades en esta edición del Buen Fin es que se sumó el Consejo Nacional Agropecuario y la Confederación de Cámaras Industriales, es decir, se suman dos cámaras más y con ello, participan los tres grandes sectores productivos del país, lo cual representa una buena noticia para la reactivación económica que se busca.

Marcos Gutiérrez, dijo que en el Buen Fin, de acuerdo a información de la PROFECO, lo que la gente más compra son aparatos electrónicos y de manera particular las pantallas de televisión y paquetes de viaje.

Dijo que Puebla es la cuarta entidad con mayor participación nacional en este programa del Buen Fin y se estima una derrama económica de alrededor de 8 mil 500 millones de pesos y un catálogo de empresas de más de 7 mil en todo el estado.

Apuntó que en este Buen Fin del 2021, se esperan descuentos que van desde el 10% y hasta un porcentaje mayor, dependiendo del artículo y empresa que los esté ofertando, y exhortó a los ciudadanos a realizar sus compras en establecimientos formalmente establecidos.

Por último, recomendó a las familias y consumidores, elaborar un presupuesto en donde establezcan sus ingresos, identifiquen cuáles son sus prioridades y el dinero que tienen disponible para comprar en el Buen Fin, ya que el escenario económico sigue siendo complicado y por ello, es importante comprar productos o servicios que realmente la gente necesita y no dejarse llevar por la publicidad o promociones que se están haciendo al respecto.

Reiteró que es importante realizar compras inteligentes, que cubra las necesidades de los consumidores y sobre todo, comparar los precios y opciones de los diferentes artículos y servicios; solicitar factura para garantizar la calidad del producto en caso de algún defecto y hacer un uso responsable de la tarjeta de crédito para evitar un endeudamiento mayor.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.